Artículo

Diploma

Agradezco, de corazón, que siempre me tengan presente en la celebración de la santa misa y que recen por mis intenciones y las de mi familia.

Sí, creo que Dios está siempre con nosotros y quiero ayudar, a través del apostolado que los Heraldos del Evangelio realizan con la Campaña de Fátima, con Fundación Misericordia, con los Oratorios y actividades catequéticas, a llevar esta certeza a las almas más necesitadas.

Quiero ayudar a sustentar las vocaciones sacerdotales y religiosas de los Heraldos del Evangelio, para que siempre hayan personas que difundan el mensaje del Evangelio y se continúen celebrando muchas misas que hagan posible la presencia de Dios entre nosotros.

Tags: